3 razones por las que utilizar congelados de calidad marca la diferencia

Si estás leyendo este post, probablemente te interesa utilizar productos congelados en tus recetas, ya sea en tu restaurante o en tus platos caseros. ¡Genial! En este artículo te daremos tres datos importantes que van a ayudarte a elegir los productos correctos ¡De eso depende la calidad de tus creaciones! Si te interesa el tema, sigue leyendo.

¿Por qué usar productos congelados?

Mucho se habla de los «productos frescos», y están muy bien para según qué cosas… Por otro lado, los productos congelados pueden ser ese ingrediente especial que busca tu restaurante, especialmente si tienes en cuenta lo que te contamos más adelante en este post.

Sin embargo, conviene antes de llegar a eso comentar que los productos congelados tienen una serie de ventajas, como que duran mucho más tiempo, y por lo tanto puedes consumirlos en cualquier momento, o incluso guardar una parte para más adelante.

Esto te permite ahorrar, ya que puedes comprar cantidad «al por mayor», e irlo sacando según hace falta, lo cual te da flexibilidad. Por otro lado, puedes hacer una única compra grande, y evitar perder tiempo y dinero yendo a comprar todos los días.

Si lo analizas bien, son un buen puñado de ventajas interesantes pero ¿Son iguales todos los congelados?

3 razones por la que elegir alimentos congelados de calidad

No, no todos los alimentos congelados son iguales. Una cosa es abaratar costes, y otra cosa es caer «en lo cutre». Es por eso que en este post vamos a hacer especial énfasis en los congelados de calidad, y te traemos tres razones de peso para respaldar esto.

Respeto por la cadena de frío

Uno de los factores más importantes cuando se trabaja con productos refrigerados, y especialmente los congelados, es la cadena de frío. Las temperaturas a las que son expuestos estos alimentos evitan el desarrollo de bacterias y microorganismos, ahora bien, siempre que se mantengan estas condiciones de frío.

Si un alimento congelado se descongela, al aumentar la temperatura el entorno es más favorable para el crecimiento de las bacterias. Si haces esto varias veces en el proceso de transporte del producto, el número de microorganismos será mayor, y por tanto será más fácil que el alimento se estropee o cause una intoxicación alimentaria.

Además, existen alimentos delicados, como el marisco, donde el respeto de la cadena de frío es especialmente importante.

Valor nutricional

Los alimentos congelados de calidad no pierden su valor nutricional, al contrario de lo que se cree. De hecho, muchos alimentos congelados tienen aún más nutrientes que los productos «frescos» que ves en el supermercado ¿Por qué? La razón es sencilla:

Los congelados llevan menos tiempo de exposición a factores que degraden su estado, como los microorganismos de los que hablábamos antes. Por ejemplo, las frutas y verduras, pasan directamente de la limpieza a ser congeladas, por lo que tienen más nutrientes que las frescas, al tener menor tiempo para deteriorarse.

Peor aún, en los productos «frescos» suelen utilizarse productos químicos para darles una mejor apariencia, desde hacer manzanas más rojas hasta quitar el rojo de los ojos del pescado. Este tipo de conservantes pueden ser muy atractivos, pero afecta a la calidad de los productos. En el mundo del congelado no se necesita de eso, ya que el frío hace el trabajo de conservación.

Mantener el sabor

Considerando los dos factores que hemos visto antes: el menor deterioro y la mayor cantidad de nutrientes, es lógico suponer que tus comensales van a disfrutar especialmente este tercer motivo: el sabor.

Cuando se trabaja con productos de calidad, se nota. Ahora bien, trabajar con productos de calidad que además cuentan con las ventajas de los congelados que mencionamos al principio de este contenido, es una idea excelente ¿No te parece?

No todos los proveedores son iguales

Como puedes deducir, no todos los proveedores de productos congelados son iguales, al igual que no lo son todos los restaurantes ni todos los clientes. Por ejemplo, existen proveedores que van solamente «a precio», y con el afán de reducir costes descuidan algunos aspectos de los que hemos hablado en este artículo.

Por otro lado, hay otras empresas que prefieren ofrecer una calidad excelente de congelados a un precio razonable, ya que priman la relación a largo plazo con sus clientes. Por ejemplo, es el caso de https://manumar.es/, en Valencia, que se ha vuelto toda una referencia en el panorama nacional dentro del sector del congelado.

En su amplio catálogo encontrarás carnes, pescados, verduras… ¡Y hasta postres! Sin duda, vale la pena echarle un vistazo a todo lo que tienen que ofrecer.

Conclusión

Los productos congelados pueden ser una gran ventaja a la hora de elegir ingredientes para tus platos por una serie de razones como el ahorro de tiempo, la flexibilidad o los costes.

Sin embargo, es importante que compres alimentos congelados de calidad, ya que mantienen la cadena de frío, y así tienen más nutrientes y un sabor excelente. Existen proveedores como Manumar que ofrecen ese tipo de productos.

Espero que hayas encontrado útil este contenido, si ha sido así no dudes en compartirlo en tus redes sociales para que también ayude a más personas. ¡Hasta pronto!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*